Los dientes son importantes en navidad

Los dientes son importantes en navidad

El tiempo de navidad se identifica por los convivios, despedidas, fiestas, reuniones de todo tipo que giran habitualmente entorno a la comida, en general dulces, alimentos ácidos o duros como turrones. Conjuntamente, el caos de esos días lleva a que muchas veces se abandonen o dejen de lado los tratamientos odontológicos, lo cual sumado a lo anterior, logra llevar a algunas complicaciones de salud bucal. Entre ellos caries por el exceso de azúcar y la mala higiene, acumulación de sarro por la falta de cepillado, pequeños accidentes con los aparatos de ortodoncia o las prótesis.

Para prevenir los problemas de salud bucal se recomienda

No forzar la finalización de tratamientos odontológicos ni abandonarlos en este período. Es preciso que se finalicen por completo para que no existan riesgos.

Cuidado con el turrón, alimentos duros o azucarados: Los turrones y algunos mariscos son demasiado duros y logran causar pequeños daños en los dientes y accidentes en las prótesis o aparatos de ortodoncia. Al mismo tiempo los típicos dulces navideños perjudican los dientes destrozando rellenos débiles y dañando los trabajos de ortodoncia. Los dulces blandos y pegajosos inflaman las encías y benefician a las caries. En este sentido, son preferibles los turrones duros a los blandos, ya que en su mayoría están elaborados de almendra y miel y tienen un menor porcentaje de azúcar

Evitar los excesos de alcohol y bebidas azucaradas: Éstas son muy perjudiciales para la salud dental. Pero en estas fechas es indiscutible que alguna copa se bebe con motivo de los brindis y celebraciones. Lo recomendable es restringir el consumo excesivo, no sólo por la salud bucal, sino por la salud en general. Al mismo tiempo se exhorta como bebida alcohólica el vino tinto antes que el champagne o el vino blanco, ya que éstos últimos son más perjudiciales para el esmalte y el cemento de la raíz dental

Consumir aceite de oliva: El aceite de oliva posee múltiples beneficios para la salud y es además un gran aliado para los dientes, puesto que forma una película invisible que los protege de las caries y el desgaste.

Cuidar la sensibilidad dental: La sensibilidad dental es un problema serio para quienes la padecen, ya que deben cuidarse de consumir algunos alimentos como ser los ácidos, dulces, fríos y calientes. Por estos días el consumo de bebidas dulces y ácidas puede aumentar mucho la sensibilidad. Lo mejor es seguir las recomendaciones del odontólogo y usar pastas dentales para dientes sensibles.

Llevar el cepillo dental siempre: Los convivios y reuniones que se dan fuera de casa, muchas veces en el trabajo o en medio del horario laboral, atentan contra la higiene bucal. Por ello, lo perfecto es siempre llevar el cepillo dental para poder limpiarse la boca luego de comer o beber alguna cosa. En caso de que no sea posible, se recomienda masticar chicle sin azúcar luego de las comidas, ya que beneficia a la producción de saliva, neutralizando la acidez de los alimentos y creando un efecto protector sobre los dientes. Lo que no se puede dejar de haces, es cepillarse los dientes antes de ir a la cama cada noche. Aunque se llegue tarde y cansado a casa, no postergar ni dejar de lado la higiene bucal.

Dejar de fumar: El comienzo de un nuevo año es una excelente oportunidad para abandonar los malos hábitos como el tabaquismo y comenzar el nuevo año con una mejor salud general y obviamente bucal. El cigarrillo además de manchar los dientes y dejarlos amarillos, favorece la formación de sarro y el mal aliento.

Siempre sonreír: Cuando se tiene una dentadura sana, sonreír es siempre dar una buena imagen y la sonrisa es sumamente importante, además de ser muy beneficiosa para la salud. Transitar estas fechas con una sonrisa en el rostro además de ser muy bueno para uno mismo, transmite buena energía para todos los que están alrededor.

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *